Situación al este de Europa. Ucrania, Crimea, Donbass y Rusia enfocan el nuevo año.

 En los últimos meses la tensión entre Ucrania y Rusia no ha hecho más que escalar, acaparando titulares y espacios en los medios tradicionales. Las fricciones no son nuevas, y llevan teniendo periodos de altibajos desde hace más de 7 años. ¿Como se ha llegado a esta situación? ¿Qué papel juega Rusia y la OTAN? ¿Cual es el objetivo de Ucrania? ¿Realmente hay posibilidades de un conflicto abierto?

La Revolución del Euromaidán

Las raíces del conflicto actual, aunque locales, tienen un claro caracter internacional: la relación de Ucrania con la Unión Europea. En 2012 Víktor Yanukóvich, presidente ucraniano, firma junto a los principales líderes de la UE un principo de acuerdo mediante el cual Ucrania daría lo pasos para su incorporación al grupo de los 27. [1]

Yanukóvich (centro) junto a Durao Barroso -
pdte de la Comisión Europea - y Herman van Rompuy -
pdte del Consejo Europeo

A finales de 2013 miembros del gobierno ucraniano hacen pública la existencia de presiones rusas para evitar el acercamiento a Europa, como contraparte, Rusia se ofrece a prestar apoyo económico para el desarrollo ucraniano. El acuerdo de adhesión es finalmente paralizado en noviembre, y en diciembre, solo un mes después, el gobierno ucraniano completa el giro hacia Rusia aceptando la compra rusa de eurobonos ucranianos por un valor de 3.700 millones de dólares. [2]

El tiempo transcurre y la situación no presentaba visos de cambiar, lo que provoca el nacimiento de protestas en Kiev y el oeste del país, principales regiones afines a la integración con la UE.Comienza 2014 y las protestas se acaban radicalizando, teniendo su principal símbolo en los enfrentamientos de la plaza Maidán entre detractores del gobierno y las fuerzas gubernamentales

Unidades "Berkut" se sitúan frente a los manifestantes - Febrero 2014

Ambos bandos entrelazan acusaciones de violencia desmedida, mostrando imágenes de tiradores entre los manifestantes, y de fuerzas policiales haciendo uso de armas letales. Las protestas ya no buscan retomar el acuerdo europeo, si no un cambio de gobierno y paradigma. Aunque se producen conversaciones entre Yanukóvich y la oposición, la situación es insostenible y el presidente ucraniano abandona el país a finales de febrero de 2014.

Cambio de gobierno. Este y sur se manifiestan.

Yanukóvich junto a Vladimir Putin en una cumbre bilateral.

Tras la huida de Yanukovich a Rusia se forma un nuevo gobierno con un claro enfoque europeo, algo que enciende los ánimos del este y sur de Ucrania. La composición de Ucrania no es homogénea, como se aprecia en el siguiente mapa:


El noroeste y centro del país es mayoritariamente de habla ucraniana, mientras que en el sur y este predomina la población de habla rusa. Esta clara división tiene sus raíces en los sucesivos cambios en los límites del territorio ucraniano que se producen durante su vinculación al Imperio Ruso y a la URSS. 

Evolución del territorio histórico asociado a Ucrania como identidad administrativa.

Las incorporaciones territoriales al norte y al oeste se producen en años de crecimiento y migración, lo que deriva en su ocupación por parte de una mayoría ucranoparlante. Sin embargo, las zonas más al este, y la última incorporación en 1954 de Crimea tienen su origen en un intento de simplificar la gestión administrativa del territorio, un territorio que contaba con una amplia mayoría de rusoparlantes.

Esta división lingüistica queda patente en los resultados electorales, con una mayoría rusa apoyando a Yanukovich (natural del este del país) y un oeste ucraniano apoyando al candidato contrario (Yulia Tymoshenko) en las últimas elecciones pre-protestas celebradas en 2010.

Porcentajes de votos por candidato - Elecciones 2010.

Las protestas en el este crecen en intensidad, argumentando que el cambio de gobierno era un golpe de estado encubierto, y exigiendo el retorno de Yanukovich y el acercamiento a Rusia. Los enfrentamientos derivan en un conflicto armado a gran escala entre el ejército ucraniano y las fuerzas de las autoproclamadas repúblicas populares de Donestk y Lugansk, regiones del Donbass al este de Ucrania. Desde un inicio el apoyo ruso a estas autonomías es claro, ya sea mediante material (transportes de personal, artillería, tanques...) o voluntarios, entre ellos fracciones de fuerzas regulares rusas.

Linea de contacto y regiones del Donbas - 2019.

Desde los primeros meses de enfrentamientos los límites son cambiantes y durante estos años se han sucedido operaciones puntuales, escaramuzas y enfrentamientos abiertos en diferentes puntos de la línea de contacto hasta llegar a la situación actual. [3]

La ocupación de Crimea.

 

La península de Crimea al sur del país ha sido un lugar históricamente conflictivo, al ser un punto geográfico donde tendían a converger las influencias de diversas potencias [4]. A pesar de la cesión a Ucrania de la peninsula en 1954 y tras la independencia de la URSS, Sevastopol seguía albergando instalaciones del ejército y sobre todo armada rusas, siendo la base de la flota del mar negro. Ante los disturbios en el este del país y el cambio de gobierno a uno no favorable Rusia tomó partido haciendo uso de fuerzas sin identificativos (numerales o detalles de unidades/organización orgánica) para ocupar las principales posiciones de la península y las bases de un sorprendido ejército ucraniano [5]. Con una ocupación de facto de la península se celebra un referendum en marzo de 2014 en el que los resultados ofrecidos por los organizadores daban un 70% de los votos a la opción de integración en la federación Rusa [6]. Además de la condena por parte de Ucrania, la Unión Europea y los EEUU procedieron a aplicar sanciones económicas a Rusia por considerar este referéndum la ultima pieza de un cuidadoso plan para anexionar territorios claves y desestabilizar a un potencial socio europeo.

Situación actual -  Ucrania:

 

Fuerzas aerotransportadas ucranianas en maniobras.

Cambios de gobierno y acusaciones de corrupción han sido la tónica general de la política ucraniana hasta nuestros días. A nivel militar, el ejército ucraniano de hoy dista mucho del aletargado y desorganizado amalgama de unidades que se movilizó en 2014: la instrucción por parte de países de la OTAN, la reorganización de unidades y las ayudas, compras y renovación de material han sido claves para conformar una fuerza de combate capaz, aunque aún a un abismo de distancia de sus homólogos rusos en lo que a fuerza aérea o armada se refiere. El acercamiento político no se ha producido solo hacia la UE, como comentábamos con anterioridad, Ucrania ha buscado, y busca, en la OTAN un paraguas de protección que garantice su soberanía frente a Rusia.

En lo que respecta a Crimea, la situación es de "calma tensa", con una ausencia clara de cualquier tipo de enfrentamiento armado. En el mar, concretamente en el mar de Azov, a pesar de contar con una considerable línea de costa, Ucrania ve negada cualquier tipo de ventaja. El grueso de la flota ucraniana, incluyendo su buque insignia, fue capturado en Crimea, adicionalmente, tras la anexión de Crimea, Rusia financió la construcción de un puente de 19km de largo para unir Crimea con el territorio continental por el estecho de Kerch, esto ha contrbuido a hacer del estrecho un pasaje mas angosto si cabe y cuyo paso controla Rusia sin oposición.

Las opciones de Kiev para lograr su principal objetivo de pertenecer a la OTAN, o tener algún tipo de vinculación defensiva con la misma pasan por recuperar los territorios de Lugansk y Donestk o renunciar definitivamente a los mismos. Un requisito imprescindible para la adhesión es no contar con "problemas territoriales" por las situaciones derivadadas que podrían provocar en relación al artículo 5 de la alianza [7]. Caso similar es el de Georgia, cuyo intento de invasión de las regiones separatistas de Abjasia y Osetia del Sur pueden tener su origen en este requisito. El conflicto en este caso finalizó con una derrota en guerra abierta con Rusia en 2008 [8].

Situación del puente de Kerch.

Terceros implicados: EEUU y el grupo de visegrado.

 

Sistema Javelin de origen americano sobre un transporte ucraniano

EEUU ejerce presión diplomática a Rusia mientras proporciona material e instrucción a Ucrania como parte de una serie de acuerdos en materia de defensa pactados con Kiev. La presencia de tropas americanas en Ucrania es altamente improbable, más allá de elementos de instrucción, reconocimiento/patrulla aérea limitada y aproximaciones a nivel naval. El auge de China y la tensión en el sudeste asiático atraen las miras de Washington, que no ve con buenos ojos una posible escalada por parte de Ucrania que rompa la situación actual. Parte del material americano, por ejemplo los sistemas anticarro Javelin, han sido proporcionados con la promesa previa de Ucrania de emplearse solo en caso de agresión rusa o de avance separatista más allá de las líneas actuales.

El grupo de visegrado (compuesto por Eslovaquia, Hungría, Polonia y la República Checa), así como las repúblicas bálticas, mantienen un frente común en su defensa de la integridad ucraniana, y rechazan cualquier tipo de concesión a Rusia. En materia de armamento, dos de los actores locales que podrían tener influencia en el desarrollo del conflicto, por situación y cantidad de tropas son Polonia y Rumanía. Ambas naciones se encuentran en un periodo de renovación y ampliación de sus fuerzas armadas que probablemente se encuentre realmente consolidado en media década. Si un conflicto estallara pasado ese tiempo, existirían amplias probabilidades de una intervención directa, sobre todo de Polonia, en defensa de la integridad ucraniana.

Situación actual - Rusia:

El flujo del gas y el agua

 

Gaseoductos que transcurren por Ucrania.

El papel de exportador de gas de Rusia es ampliamente conocido, a Ucrania llegan procedentes de Bielorrusia y Rusia las principales canalizaciones de gas que posteriormente se dividen para alcanzar los países de centro europa (a excepción del Nordstream 1/2 y la derivación polaca por Bielorrusia). Actualmente, si Rusia decidiese interrumpir el suministro, afectaría no solo a Ucrania, si no a los clientes finales de los gaseoductos. Un avance al interior de Ucrania permitiría controlar los principales centros de distribución, lo que derivaría en una política más "pulcra" en cuanto a cortes de gas se refiere (o supuestas "paradas" de mantenimiento).

Adicionalmente, gran parte del agua potable que recibe la península de Crimea tiene su origen en Ucrania. Ya se han dado situaciones de cortes,  por lo que de cara a evitar posibles problemas en el suministro la orilla próxima a la península entraría en los planes de control de Rusia.

Profundidad estratégica y perdida de esfera de influencia.

Tras la disolución de la URSS, los países anteriormente pertenecientes al Pacto de Varsovia han ido progresivamente alejándose de la esfera de influencia rusa, solo dos de ellos, Bielorrusia y Ucrania permanecían aun con cierta cercanía. La situación de Ucrania se fue transformando hasta suponer un territorio semi neutral en cuanto a influencia occidental y rusa se refiere. La alteración de ese status y el cercano conato de rebelión en Bielorrusia han contribuido enormemente a elevar la "agresividad" del Kremlin. ¿Pero más allá de la influencia, que valor tiene para Rusia contar con estos territorios?

Cambios en el frente del este durante la 1GM

 

Avances alemanes en 1941 - 2GM

Derrotas como las sufridas durante la 1GM o las cosechadas al incio de la operación Barbarroja, en 1941 durante la 2GM, hubieran supuesto el fin del conflicto para cualquier otro país. En el caso de la 1GM se pacto un cese de hostilidades puntual, pero en ambos casos los ejércitos alemanes se enfrentaban a un éxito de difícil materialización final. Las regiones de Ucrania y Bielorrusia permitieron en ambos casos dotar a Rusia de una profundidad estratégica sin parangón, a pesar de derrotas aplastantes, el invasor debía enfrentarse a unas distancias sobre extendidas que ponían al límite las lineas de abastecimiento y al prolongarse en el tiempo, la fiabilidad del equipamiento y el refresco de tropas se veía igualmente comprometido. Derrotas similares hubiesen hecho sucumbir a cualquier otra nación, pero la URSS (en la 2GM) contaba con esa profundidad como uno de los factores que les permitió resistir el embite inicial y plantear un contraataque. Tras la disolución del ente soviético, Rusia ha visto como su esfera de influencia ha ido reduciendose paulatinamente, llegando a amenazar su control (o al menos negación) de estos dos territorios. Una Ucrania en la OTAN supondría perder dicho colchon estratégico al sur, y probablemente plantear problemas al dominio ruso del Mar Negro.

El legado de Putin

Vladimir Putin lleva en el poder desde 1999 (alternando entre la figura de presidente y primer ministro) tras la reforma de la constitución y su última victoria electoral en 2018 podría gobernar hasta 2024. El fin de su etapa al mando de Rusia no se vislumbra muy lejano, por lo que estos últimos años se antojan claves en cuanto al legado que pueda dejar. En un artículo de redacción propia publicado en julio de este mismo año (2021) el propio Putin exponía su idea de hermandad histórica entre Rusia, Bielorrusia y Ucrania, y como dichos lazos de fraternidad están destinados a estrecharse "Por el bien común de sus pueblos" [9].  El coste de oportunidad en años es clave. El este de europa está, como comentábamos, inmerso en un proceso de rearme, solo Polónia ha aprobado aumentar a 200 mil efectivos su ejército regular (de los 100 iniciales) y crear una reserva activa de 50 mil adicionales [10]. Si entre los planes del Kremlin existe una guerra con Ucrania, en el futuro el panorama bélico solo se le puede complicar, por lo que retrasar sus planes no puede ser una opción.

La opinión pública rusa, según lo reflejado en las encuestas, no descarta un conflicto armado (75% de los encuestados), y bajo su visión los responsables de tal conflicto serían la OTAN en primera instancia (50%) y Ucrania en segunda (16%), muy adelantadas al 4% que consideraría que su país es el instigador del conflicto [11].

Posibles escenarios

Un avance ucraniano más allá de la línea de contacto actual, unido al reconocimiento oficial de las zonas separatistas y/o el resalte de la mayoría rusa en dichos territorios por parte de Rusia, podría servir como casus belli del conflicto: intervención para salvaguardar las vidas de ciudadanos rusos en territorios soberanos. 

 

Posible escenario y fuerzas implicadas

Entre los probables objetivos de un avance ruso se barajarían los siguientes escenarios alternativos:

  • "Asegurar" el territorio de las repúblicas separatistas de Donest y Lugansk
  • Extender el avance hasta la península de Crimea
  • Controlar las regiones sur de Ucrania (con un posible enlace con Transnitria)
  • Avanzar hasta la limitación establecida por el río Dnieper

El desarrollo de estos escenarios puede ser muy diverso: un avance único desde las regiones separatistas, un ataque al norte desde Bielorrusia para fijar al ejército Ucraniano en ese punto, o hasta una acción coordinada desde Crimea con elementos anfibios en la región de Odesa.

Las negociaciones entre los diferentes actores se vienen sucediendo en los últimos días. Concretamente ayer, Rusia remitió a los EEUU una serie de exigencias para "asegurar" la coexistencia pacífica entre ambas potencias. Uno de esos puntos pasa por el abandono occidental de cualquier tipo de presencia en países del antiguo Pacto de Varsovia, algo difícil de cumplir teniendo en cuenta que el conjunto de Visegrado, ya integrado en la organización atlántica, fue parte del bloque soviético. [12]

Simplemente consultando fuentes OSINT[13], puede comprobarse el movimiento de tropas ruso hacia zonas cercanas a la frontera con Ucrania. En anteriores situaciones el alarmismo generado por ciertas movilizaciones de fuerzas era, en parte, infundado, ya que tenían como objetivo la realización de maniobras conocidas con anterioridad, como los ejercicios ZAPAD de carácter anual. Sin embargo, en esta ocasión, las unidades en movimiento, como la infantería de marina asociada a la Flota del Norte, o el despliegue de regimientos mecanizados lejanos con base en Siberia o en la frontera con Mongolia, muestran unas intenciones claras de demostración de fuerza. Para la ocupación de Crimea y las intervenciones en el Donbas se estima que el componente de fuerza movilizada constituían aproximadamentes 4 o 5 BTG (BattleGroups). Actualmente el despliegue fronterizo superaría los 40.

Solo el tiempo dirá, lo que si es cierto es que el panorama actual no es nada esperanzador para una Europa que cuenta con un dilatado historial de confilctos.


Referencias

[1] https://www.kmu.gov.ua/en/yevropejska-integraciya/ugoda-pro-asociacyu

[2] https://www.reuters.com/article/us-russia-ukraine-bond-idUSBRE9BM0A120131223

[3] https://www.swp-berlin.org/en/publication/the-donbas-conflict

[4] The Crimean War. A Clash of Empires. Fletcher, Ian & Ishchenko

[5] https://www.businessinsider.com/how-russia-took-crimea-2015-3

[6]  https://www.kyivpost.com/article/content/war-against-ukraine/voting-in-crimean-referendum-starts-even-as-ukraine-government-declares-it-illegitimate-339523.html

[7] https://www.nato.int/cps/en/natohq/topics_110496.htm

[8] https://www.history.com/news/russia-georgia-war-military-nato

[9] http://en.kremlin.ru/events/president/news/66181

[10] https://www.abc.es/internacional/abci-polonia-promulga-ley-patriotica-y-duplica-ejercito-100000-200000-soldados-202110310253_noticia.html

[11] https://twitter.com/ABarbashin/status/1470759146337230860?t=XzMAcdQSOQgC6Hv6CvO5_Q&s=09

[12]https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-59691707

[13]https://twitter.com/RALee85/status/1471920550180237327

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial 4.0 Internacional.

Comentarios

Entradas populares de este blog

ScummVM 2.0: El “emulador” de aventuras gráficas ahora con soporte para juegos de Sierra

Somua S-35

Cómo la psicología experimental puede enseñarnos a no caer en el phishing